Queríamos tener la información necesaria para poder tomar nuestras propias sendas de forma consciente y segura.
Y de nuestra propia curiosidad nació Siriñadas
Crecemos, creamos juntas, caminamos de la mano por la vida y extendemos esas misma manos al mundo.
BIENVENIDAS A SIRIÑADAS, FAMILIAS!

martes, 18 de octubre de 2011

Los abuelos y la teta.


  • Ayer no lo conté, y hablando ahora con una comadre, lo he recordado y creo que merece ser contado.
  • Ayer a la salida del Tole (donde por cierto están alucinados con la adaptación de la peque, lleva una semana fabulosa! y pensaron que siendo tan "apegada" costaría mas) nos sentamos como siempre al salir a tomar teta (he descubierto la placidez y tranquilidad de dar de mamar al lado de la escuela de música, arrulladas)...y paso un abuelillo, dos veces, para arriba y para abajo...y se acerca y pide permiso para sentarse al lado...(me conocéis, soy mas rápida que una bomba y muy susceptible para según que cosas, pero no se porque no me salio la guardia, deben ser las visualizaciones o la homeopatía nueva) pues el hombre, decía que le había dado nostalgia al vernos, que el recordaba de otros tiempo, que la niña ya era grande, pero que bien...que a sus nietos y biznietos (mayor el hombre) se lo habían negado por tozudez y que no sabían que les habían negado mas que el alimento...le decía a Sira "que suerte tienes pequeña, pero seguro que lo sabes, una mama con ganas de darse a ti", "como me alegra ver que se retoman viejas buenas costumbres, que no por viejas son anticuadas", "os he visto muchas veces, y siempre me he quedado con las ganas de felicitaros a las dos"....
  • Un ratillo muy agradable, nos despedimos con un hasta otro día, y me encanto, tenia que contarlo, porque otras veces os cuento mis encontronazos con gentuza...y hoy quería regalaros un poquito de la ternura de ayer...

2 comentarios:

  1. Qué ternura, Esmeralda... Qué bonito y cuánta razón tenía ese abuelo y bisabuelo. :D

    ResponderEliminar
  2. Fue fantástico el encuentro!! y continuamos encontrándonos en el parque al ir y volver del Tole y siempre nos paramos. Entrañable.

    ResponderEliminar

Déjanos tu opinión, tus aportes, tus sentires, siempre son bienvenidos!.